Rutas estáticas en Linux

En algunas ocasiones he llegado a necesitar configurar algunas rutas extras a algún servidor con linux, sólo que siempre al reiniciar la máquina éstas se borran y tiene uno que cargarlas manualmente, para evitar que se borren y hacerlas permanentes algunos recomiendan agregar la siguiente línea al final del archivo /etc/network/interfaces

up route add -net 192.168.10.0 netmask 255.255.255.0 dev eth1

Cambiando por supuesto la dirección de la red, la máscara de red y la interfaz de red de acuerdo a nuestras necesidades. Sin embargo, en algunas ocasiones (por no decir que todas) esa configuración no ha funcionado como debe y me genera problemas con la red.

Por esto encontré este otro truco para hacer una ruta permanente en linux.

1. Crear un archivo llamado “local” en /etc/init.d/ con el siguiente código:

#!/bin/bash
# tu comando de ruta aqui
/sbin/route add -net 192.168.10.0 netmask 255.255.255.0 gw 192.168.10.254 dev eth1

2. Haz ejecutable el archivo mediante el comando

chmod +x /etc/init.d/local

3. Ejecuta “update-rc.d local defaults” (esto hace que tu script local sea ejecutado al inicio del sistema operativo)

4. Reinicia y comprueba que funciona.

Nota: si estás en ubuntu todos los comandos deben ser ejecutados con sudo

Murphy dice: Busco en Google «solución a la crisis» y salen 6.700.000 resultados. Así que tranquilos.

3 comentarios

  1. Tengo CentOS, escribí tu comando /sbin/route add… “como lo indicas”, pero me devuelve el mensaje “SIOCADDRT: No such process”, alguna sugerencia. Requiero definir una ruta persistente, y cuando mejor me ha ido… Luego del reinicio, ya no funciona.

  2. La verdad, no estoy familiarizado con CentoS, pero en esta ligar parece que dicen que usa otro comando:
    # ip route add

    http://loquitoslack.blogspot.mx/2011/03/rutas-estaticas-en-ubuntu-y-centos.html?m=1

    Tienes que ver si en la carpeta /sbin hay un comando ip o un comando route y modificar el comando en el script.

  3. no encuentra elcomando para correr ese archivo desde q comienza la maquina

Deja un comentario