El madrugador

Hoy me levanté temprano, me puse los pantalones, me vestí lentamente, hice café, agarre mis palos de golf, me fui silenciosamente al garaje para no despertar a mi mujer, puse los palos en el carro, y procedí a sacarlo del garaje bajo una lluvia torrencial.

Estaba toda la calle inundada y el viento gélido soplaba a 100 kilómetros por hora, Volví a meter el carro al garaje, puse la radio y me enteré de que el mal tiempo iba a durar todo el día… Que decepción!

Entré de nuevo en mi casa, me desvestí silenciosamente para no despertar a mi mujer y me deslicé dentro de la cama.

Despacito me acurruqué contra su espalda, le puse la mano en la nalguita y le susurré al oído: ‘El tiempo afuera está horrible mi amor’.

Ella me contestó medio dormida:

‘Ya lo sé!!! ¿Puedes creer que el pendejo de mi marido se fue a jugar golf?’

Nota: También aplica para los que salen a correr temprano, a caminar, al gimnasio, a comprar, a pescar, a cazar, a trabajar, de viaje… etc, etc, etc

Sigan madrugando cabrones… sigan madrugando…

Murphy dice: the only reason I would kick you out of bed would be to fuck you on the floor.

Deja un comentario